Reprimenda del presidente de la Comisión Europea a Turquía

Juncker pide al presidente Erdogan que se deje de insultar a líderes de la UE y que libere a los periodistas

Jueves, 14 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:11h.

Estrasburgo- El presidente de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, instó ayer a Turquía a dejar de “insultar” a los líderes de la Unión Europea (UE) al calificarlos de “fascistas o nazis” y le urgió a liberar a los periodistas que mantiene encarcelados. “Llamo a los responsables de Turquía a que liberen a nuestros periodistas, y no sólo a los nuestros, y a que dejen de insultar a nuestros Estados miembros, a nuestros jefes de Estado y de Gobierno, al tratarlos de fascistas y nazis”, indicó Juncker durante su discurso anual sobre el estado de la Unión ante la Eurocámara.

En opinión del político luxemburgués, los periodistas “deben poder expresarse libremente, no deben encontrarse en prisión”. “Turquía, desde hace algún tiempo, se está alejando muy rápidamente de la UE, a pasos de gigante”, recalcó.

El presidente del Ejecutivo comunitario se refirió así a la tensión principalmente entre las autoridades turcas y las alemanas.

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, ha acusado al Gobierno alemán de prácticas “nazis” y de ser cómplice con terroristas y golpistas, ya que a su juicio, las autoridades alemanas no hacen lo suficiente contra la presencia de simpatizantes de la guerrilla kurda del PKK y de supuestos golpistas de la red del predicador Fethullah Gülen en su suelo. Juncker indicó que Europa es un “continente de madura democracia” y que los que insultan “cortan toda posibilidad de tender puentes”.

“Y a veces tengo la impresión de que algunos en Turquía quieren cortar los puentes para acusar después a la UE del fracaso de las conversaciones de adhesión”, enfatizó. “Por nuestra parte, mantendremos siempre la mano tendida”, zanjó Juncker.

Países como Austria y Alemania han insistido en detener las negociaciones de ampliación con Turquía ante la situación de los derechos humanos y las libertades fundamentales en el país, especialmente tras el fallido golpe de Estado de julio de 2016. El presidente comunitario recordó que durante su mandato “no habrá nuevas adhesiones (a la UE) porque las condiciones de adhesión no se cumplen”, pero declaró que, en el futuro, la UE “contará con más de 27 Estados miembros”. - Efe