La Ertzaintza asegura que “no hay una organización criminal de menores en Bizkaia”

Desmantelan un grupo de ocho niños que robaba con violencia a otros jóvenes

Olga Sáez - Sábado, 13 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:11h.

BILBAO - Un grupo de ocho menores que se dedicaba a la comisión de robos con violencia a otros jóvenes en Bilbao fue desmantelado por la Ertzaintza el jueves en un operativo que aún continúa abierto. Los principales mandos de la Ertzain-tza dieron ayer todos los detalles de la operación con un mensaje de tranquilidad hacia a la población. “No existe ninguna organización o grupo criminal conformado por delincuentes juveniles, aunque se puedan conocer las personas implicadas en distintos hechos delictivos”. “Son oportunistas, pero no se juntan para delinquir”, enfatizaron los dirigentes policiales.

Bizkaia ha vivido el último trimestre del año de manera convulsa por las numerosas actuaciones de este grupo a las que se han sumado otros desagradables sucesos. La muerte de Ibon Urrengoetxea, exfutbolista de Amorebieta, atacado por dos jóvenes;la agresión en el metro;la violación a una joven en Barakaldo, y el atraco a una familia en su casa en Sopela, entre otros sucesos, han sembrado la alarma en la población. Fruto de la investigación y actuaciones, la Ertzaintza ha conseguido detener en mes y medio a los principales implicados en todos los casos.

Los mandos de la Ertzaintza comparten la alarma que se ha sembrado en la población, pero destacaron que en 2017 fueron 72 los menores imputados por delitos de robo con violencia, la misma cifra que en 2016. No obstante admitieron que en el último trimestre del año hubo un repunte de robos con violencia de menores a menores, fundamentalmente en el distrito 6, en Indautxu. Se trata precisamente de los robos con violencia que cometían el grupo de jóvenes, todos ellos menores, que ha detenido en el último operativo policial. De la investigación realizada, el cuerpo policial asegura: “No podemos hablar de organización criminal en base a lo que recoge el código penal”.

No obstante, los dirigentes policiales admitieron que los dos menores presuntamente implicados en la muerte de Ibon Urrengoetxea, ocurrida en Bilbao, tenían “relación de amistad” con algunos de los menores detenidos o investigados por los robos con violencia en Bilbao. Sobre este caso, señalaron que “no llegaron a robarle, porque el dinero lo llevaba en el bolsillo, pero no acostumbraba a llevar cartera cuando salía”. Además precisaron que estos últimos también podían conocer a los cuatro menores imputados por la presunta violación a una menor en Barakaldo el 30 de diciembre.

El operativo ha concluido con la detención de tres menores que han quedado en libertad a la espera de ser citados por la Fiscalía de Menores, mientras que otros cinco fueron identificados y quedaron en calidad de investigados también pendientes de ser citados por la misma Fiscalía. En total, se achaca a este grupo un total de 17 hechos delictivos, el último de ellos el 22 de diciembre.