Todo decidido

El triunfo de Danel-Rezusta en Tolosa cierra las ‘semis’ del Parejas a dos semanas de concluir la fase regular

Igor G. Vico - Martes, 13 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:03h.

Donostia - Las incertidumbres de un Parejas que nació equilibrado, sobre el papel, murieron ayer en el tapete del Beotibar de Tolosa, en el que Danel Elezkano y Beñat Rezusta no dejaron resquicio a tamañas dudas. No es su trabajo. Lo que tenían que hacer era ganar, y lo hicieron, para meter de un plumazo a otras dos combinaciones de su empresa, Aspe, en la liguilla de semifinales y de paso a Olaizola II-Imaz. El de Zaratamo y el zurdo de Bergara, dueto engrasado, reinaron en Lunes de Carnaval y se vistieron de juez, fiscal y jurado de la competición. En definitiva, a nueve festivales -contando el que se celebra hoy en el Beotibar- del fin de la primera fase, la emoción está totalmente olvidada. Altuna III-Martija, Ezkurdia-Zabaleta y Olaizola II-Imaz serán los que acompañen a los sólidos líderes a la siguiente ronda en un tránsito de tres semanas de desierto competitivo en Primera.

El efecto dominó surgió por la primera tecla que pulsó Beñat Rezusta. Y se vino el rodillo sobre Unai Laso y Jon Ander Albisu, acosados, sin norte, sin resuello. El guardaespaldas zurdo anunció tarde de tormenta después de dos yerros consecutivos. Lo demás, incluido un zurdazo de escándalo en el 4-2, fue un prodigio de solidez y constancia en el golpe y en el mando. Entretanto, espoleado por las circunstancias, Elezkano II disfrutó de oportunidades. Salió al remate cuando tuvo y trató de fabricarse su propio destino. Valiente.

La marejada hundió las pocas opciones que les quedaban a Laso y Albisu, que perdieron el pie rápido (6-2), asaeteados por la seguridad de sus adversarios. Elezkano II-Rezusta están entonados después de un inicio dubitativo y un final de gloria. Ayer expusieron una cita sin fisuras. Danel reinó en los cuadros alegres con bastante suficiencia y su compañero ejerció de guía. Un martillo pilón frente a Albisu, en dudas, que pega pero no mantiene la fiabilidad de su homólogo.

De este modo, el partido perdió cualquier atisbo de igualdad con otra tacada de ocho tantos que dejó el marcador visto para sentencia. El 14-4 aplastó las posibilidades de los de Asegarce, empresa que, después de un baile de sustituciones, cambios y bajas, solamente meterá a un dueto en la liguilla de semifinales. Elezkano II y Rezusta sumaron su décimo triunfo de un modo tiránico para dejar las semifinales del Campeonato de Parejas decididas. La emoción manista se aplaza hasta el 11 de marzo.

La previa